Cabecera OrienTapas

¿Quién viene aquí de tapas? ¡Únete!

martes, 12 de diciembre de 2017

¿Cómo orientamos? El efecto Iceberg en la elección vocacional

Uno de los grandes campos de trabajo de los departamentos de orientación es el acompañamiento de nuestros estudiantes a la hora de elegir sus estudios. Para ello, llevamos a cabo una gran cantidad de actividades desde los Centros Educativos: visitas a Universidades y otros Centros de Estudios, testimonios de antiguos alumnos, aplicación de diferentes baterías (muchas de ellas basadas en pruebas creadas durante la segunda guerra mundial con el fin de reclutar pilotos) y algún que otro test (aunque a día de hoy es complicado encontrar herramientas que alberguen todo el panorama académico existente), y muchas más cosas. 

Es habitual mantener alguna reunión con cada uno de los estudiantes a fin de realizar un consejo orientador, es decir: el orientador te indica cómo seguir por el camino que has de realizar. 
¿Qué os dicen los estudiantes? ¿Sobre qué preguntáis? ¿Cómo hacemos para valorar si las opciones que maneja cada uno de nuestros alumnos es firme y fruto de un proceso de reflexión o es una idea, digamos, peregrina que ronda la cabeza de nuestro estudiante en base a criterios poco sólidos como imposición de sus padres, estudios elegidos por sus amigos o elegidos por contraposición a otros?

EL EFECTO ICEBERG

He denominado efecto Iceberg al momento en que el estudiante está tomando decisiones de un modo realmente superficial, centrándose en lo aparente sin profundizar ni valorar el sustento que debieran tener dichas afirmaciones.

Os dejo a continuación un resumen gráfico del mismo. 


LA ENTRADA COMPLETA

Si deseáis acceder a la lectura de la entrada completa, podéis leerla aquí. En ella encontraréis una descripción mucho más amplia acerca de estos fenómenos que encontramos día a día en nuestros Colegios y Centros. 

ORIENTACIONES PARA EL DEBATE

A la vista de lo tratado, podemos abrir diferentes líneas de debate o, cuanto menos, de reflexión. Os propongo las siguientes:

-  ¿Nuestro modelo de orientación es superficial o profundo? A la hora de diseñar el POAP (Plan de Orientación Académico y Profesional) ¿nos centramos únicamente en actividades como las descritas al inicio de esta entrada o realizamos una actividad paralela al PAT para fomentar el autoconocimiento? ¿Les ofrecemos información de todo tipo? ¿Comprobamos que hayan hecho uso de ella? ¿Les dejamos tiempo y espacio en la jornada escolar para que puedan hacerlo? ¿Nos interesamos por cómo es la vida que han diseñado? ¿Valoramos la congruencia entre sus decisiones y sus deseos?

- ¿Qué debería cambiar en los Colegios e Institutos para poder afrontar de forma profunda la toma de decisiones? Obviamente si tuviéramos más recursos humanos o unas ratios cercanas a ese 1:250 sería todo más sencillo, pero vayamos a lo que podemos empezar a hacer mañana. ¿Qué medidas con estudiantes, padres, profesores y demás agentes podríamos empezar a aplicar para permitirles profundizar en sus procesos de toma de decisiones vocacionales?

- ¿Cómo preparar a esta generación para el futuro? Aunque esta pregunta esté más en la dirección de un nuevo artículo que tengo casi terminado, creo que cobra mucho sentido esta cuestión si nos planteamos orientar desde una perspectiva profunda: ¿cómo podemos preparar a nuestros estudiantes para que su toma de decisiones se realice teniendo en cuenta que muchos de los puestos que ocuparán en el futuro son trabajos que no existen a día de hoy? 

- ¿Y si invertimos la orientación académica y profesional? En los últimos años las clases invertidas (flipped classroom) han irrumpido en la escuela Primaria y Secundaria logrando grandes avances. ¿Vale este formato para otros campos? ¿Sería útil para el POAP? ¿Sería más práctico hacerlo a nivel local o la participación de varios orientadores de diferentes Centros haría un entorno virtual mucho más rico? 

Muchas preguntas y muchos interrogantes a los que seguro que terminamos por encontrar respuestas que nos ayuden a hacer que la orientación se adapte a todos los cambios sociales, académicos y laborales que están por llegar.

Participa añadiendo un comentario a esta entrada o en los temas que hemos abierto en Twitter, en Facebook y en LinkedIn.


orientador, maestro y neuropsicólogo infantil
Jefe del Departamento de Orientación 
del Colegio Suizo de Madrid y Director del Centro Psicopedagógico -ÁREA 44

3 comentarios:

  1. Un debate muy necesario, Juanjo. Es difícil conseguir que nuestros estudiantes tomen decisiones "informadas", basadas en una búsqueda activa y elaboración profunda a partir de información precisa. Muy útiles las preguntas que planteas.

    ResponderEliminar
  2. El solo nombre del programa provoca un "extraño olor rancio".
    ¿No os parece que debemos empezar a asumir que vivimos en una realidad que se ha transformado vertiginosamente y que seguimos empecinados en emplear "manuales" polvorientos?
    ¿No os parece que debemos hacer un análisis socio-económico de las sociedades contemporáneas para actualizar el asesoramiento a nuestras alumnas y alumnos?
    ¿No os parece que hay que reflexionar en torno a cuestiones relacionadas con las capacidades, intereses, etc.? y no digamos sobre los "tristes" instrumentos que manejamos para evaluar, para orientar...

    ResponderEliminar