martes, 6 de octubre de 2015

"Educar es a veces una tarea frustrante", por Carlos Pajuelo

En su columna para la sección "Escuela de Padres" del diario Hoy, el orientador educativo Carlos Pajuelo Morán nos recuerda las amenazas y oportunidades que ofrece el apasionante reto de educar. Recojo aquí un fragmento, pero te recomiendo que leas el artículo completo en este enlace


Yo se lo digo a muchos padres: “Educar es un coñazo, a veces.” Exige dedicación, mucha dedicación, tiempo, mucho tiempo en relojes de sólo 24 horas al día. Exige cuidar y controlar, supervisar y guiar, motivar, animar, acompañar. Educar desgasta, consume, agota. Educar es un coñazo, a veces, pero siempre es una oportunidad.
  • Una oportunidad para querer ser mejor persona, un mejor modelo de conducta.
  • Una oportunidad para poner en práctica eso de amar con generosidad.
  • Una oportunidad para confiar en ti como padre o madre y de confiar en tus hijos.
  • Una oportunidad para sentirte orgulloso de la tarea que ejerces como padre o madre.
  • Una oportunidad para olvidar el significado de la palabra rencor.
  • Una oportunidad para sentirte el faro más luminoso en mitad de la tormenta, sobre todo con esos hijos especialistas en generar ciclogénesis explosivas.
  • Una oportunidad para aprender que el sufrimiento no es una elección, sino una  pieza más con la que se construye nuestra vida ordinaria.
  • Una oportunidad para aprender a tener mesura.
  • Una oportunidad para ponerse a buscar dónde guardamos el saco de la paciencia.
  • Una oportunidad para descubrir el asombro.
  • Una oportunidad para aprender todos y cada uno de los días que somos padres.


Carlos Pajuelo,
 orientador educativo y autor de 
Escuela de Padres en hoy.es
y del libro "Cómo sobrevivir a los suspensos de tus hijos"
Columna original: 4-X-2015 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada