sábado, 14 de marzo de 2015

"Sobre los orientadores del siglo XXI", por José M. Morales

Durante los últimos meses, posiblemente hayas recibido correos o información de "Proyecto de Vida", una herramienta diseñada por UVENI a partir de los cuadernos de orientación de APOCLAM.  José M. Morales Espínola, director de Marketing y Comunicación de UVENI, se ha dedicado en este tiempo a difundir esta plataforma, así como a conocer los intereses y necesidades de los orientadores y orientadoras. Hace unos meses comenzó una serie de entrevistas a modo de podcasts para su blog, en la sección "Hablemos de TIC" y, desde OrienTapas, le felicitamos por su contribución a la visibilidad del trabajo en orientación educativa. Un buen ejemplo de este acercamiento es el siguiente vídeo en el que el orientador Jesús Falcón explica cómo usa "Proyecto de vida".


Del previo a la entrevista que Jose me hizo en las navidades, surgió una conversación informal en la que hablamos sobre su visión de la orientación y de los orientadores. "desde fuera", como ingeniero en telecomunicaciones. ¿Cómo somos los orientadores y orientadoras? Os dejo con el texto redactado por el propio Jose M. Morales.



Prejuicios. Todos los tenemos, o los hemos tenido (y el que diga que no, miente como un bellaco). Los orientadores, algunos como parte del funcionariado español, no iban a ser menos. Un funcionariado que se convierte en la diana favorita del español medio. Quejarse es gratis. Como en todas las profesiones, el ejemplo de unos pocos, afecta a muchos. Profesores, políticos, y en este caso, tú orientador. La orientación como “sector secundario” de la educación y la idea del funcionariado en general como algo estanco, reacio a los cambios. Acomodado. Prejuicios con los que cada día deberás lidiar y que probablemente afecten a tu motivación. 

Y como si de una búsqueda del tesoro se tratase frente a esos prejuicios sólo hubo que rascar un poco para descubrir otra orientación. Y formando parte de esa orientación estabas tú, el orientador del siglo XXI.  

Un orientador abierto: a nuevas ideas, a nuevas tecnologías o propuestas. Abierto no en el sentido de acatar o unirse a todo. Basta de subirse al carro por moda. En el sentido de escuchar y elegir en consecuencia. 

Un orientador accesible y cercano. Debo reconocer que es una de las cosas que más me sorprendió. No he dejado de aprender de todo con el que he hablado. De algunos más, de otros menos. Aún no he recibido un no por respuesta a ninguna propuesta. Si algunos, “ahora no que estoy muy liado”. 

Y aprovecho para hilar con la siguiente característica, un orientador superviviente. Antes comentaba que sentía el prejuicio de la importancia de la orientación, pero no es mi caso aislado. Desde la propia administración se sufre muchas veces de un “ninguneo” muy poco merecido. El orientador tiene que lidiar con cambios de etapa, de leyes, y esto sin contar con la cantidad (la famosa ratio) de alumnos que día a día necesita su ayuda, intervención o planificación. El orientador como bombero que apaga un fuego puntual, como médico de urgenciascomo timón de una barca que navega en el río de la “toma de decisiones”, ... Todas estas analogías, que recuerdo haber escuchado de alguno de vosotros, dejan entrever la realidad con la que te encuentras.

Y por último y no por ello menos importante (a lo sumo más): un orientador por vocación. Y eso se nota. Creo que no me equivocaría mucho si dijese que a la gran mayoría de vosotros os une un amor por vuestra profesión que pocos profesan. 

El fin de este artículo no es una mera enumeración de halagos ya que “hay de todo, como en botica” que decía mi abuela. Pero la suerte me ha permitido conocer a muchos de los que limpiáis día a día esos prejuicios con vuestro trabajo. 

Si leyendo esto sientes que te regalo la oreja, que te vendo la moto, si no lo sientes como tuyo, si no te ves reconocido, solo puedo decirte: ¿a qué esperas para hacer esa descripción del orientador  una realidad?.












PD1: Os dejo también el vídeo en el que Jose explica a orientadores qué es "Proyecto de Vida". Me gusta la demo, aunque por ahora no estoy usando la versión de pago en mi centro. Claudio Castilla también publicó una reseña sobre "Proyecto de Vida" en OrientaGuía.



PD2: El blog de OrienTapas está abierto a la colaboración de orientadoras y orientadores, y educadores en general, que quieran compartir sus ideas, trabajo, inquietudes, ... Puedes publicar en este blog escribiendo a: queduque@live.com

4 comentarios:

  1. Me alegra que Jose haya encontrado este perfil de orientadores abiertos, cercanos, por vocación ... Sobre todo a veces somos "supervivientes" y "apagafuegos". ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La suerte es nuestra Alberto. Un placer y aquí estamos para ayudar en esa labor de "bombero" y convertirla en algo más parecido a un "jardinero".

      Eliminar
  2. Hola. "Proyecto de Vida" es una iniciativa muy interesante. No la conocía. Ya veo cómo Jesús Falcón, en primera persona, cuenta cómo utiliza dicho proyecto. Desde fuera coincido las apreciaciones que realiza José M. Morales sobre la figura del orientador... aunque como en todas las profesiones hay de todo. Seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marta, me alegra de que nuestra iniciativa te parezca interesante.

      Tal y como dices (y como lo hacía mi abuela) hay de todo. Ahí tienes toda la razón.

      Un saludo

      Eliminar